"Gracias montaña por haberme dado lecciones de vida, por que fatigado he aprendido a gustar el reposo, por que sudando he aprendido a apreciar un sorbo de agua fresca, por que cansado me he detenido y he podido admirar la belleza de una flor, la libertad de un vuelo de pájaros, respirar el perfume de la sencillez, por que solo, sumergido en tu silencio, me he visto en el espejo y espantado he admitido mi necesidad de verdad y amor, por que sufriendo he saboreado la maravilla de la cumbre, percibiendo que las cosas verdaderas, aquellas que llevan a la felicidad, se obtienen sólo con fatiga, y quien no sabe sufrir nunca podrá entender".

Battistino Bonali alpinista Italiano, Fallecido en la cara norte del Huascarán – Perú 1993.

English plantillas curriculums vitae French cartas de amistad German documental Spain cartas de presentación Italian xo Russian templates google Portuguese

Comentarios Recientes

domingo, 1 de julio de 2012

Circular por el Valle de Sella. Peñón Divino y Penyó Roc






El bello Valle de Sella se ubica en el norte de la Provincia de Alicante en la parte más meridional de la Sierra de Aitana. Perteneciente a la Comarca de la Marina Baixa este verdadero santuario de la escalada rivaliza por igual en belleza y rotundidad. Capital indiscutible de la escalada tiene en el Peñón Divino su máximo embajador por su espectacularidad y majestuosidad que ya la han elevado a la categoría de mito. Este verdadero gigante de piedra atrae y cautiva la mirada de cualquier visitante, ya sea escalador, senderista o amante de lo auténtico, que tiene la suerte y/o valor de venir por aquí.

Un sorprendente viaje por un mundo vertical de ensueño.

La Sierra de Aitana

La sierra de Aitana es un conjunto montañoso que forma parte del Sistema Bético, en su extremo más oriental dentro de la Península Ibérica. Está encuadrada en el norte de la provincia de Alicante (España), en una disposición este-oeste. El pico de Aitana, cumbre de dicha sierra, es a su vez la cumbre de la provincia, con 1.558 msnm.

La sierra de Aitana se extiende sobre una superficie próxima a las 2.000 hectáreas, a tan sólo unos pocos kilómetros de la costa. Caracterizada por un relieve extremadamente accidentado, en el paisaje de la sierra predomina abrumadoramente el roquedal, sobre todo en los niveles superiores del versante septentrional. Es precisamente en esta vertiente donde se encuentran las alturas principales: aparte del pico que da nombre a la sierra (el Aitana), son destacables la Peña Alta (1.558 msnm), la Peña Cacha, la Peña del Mulero y el Alto del Carrascal (1.208 msnm).

Actualmente, un total de ocho pueblos se sitúan en las inmediaciones de la sierra: Alcolecha, al noroeste; al norte, y en el Valle de Guadalest, se encuentran Confrides, Abdet, Benifato, Beniardá, Benimantell y Guadalest; finalmente, en el límite sur de la sierra, aparece Sella. Todos estos municipios se encuentran en las comarcas de Condado de Cocentaina y la Marina Baja.

Sella, la puerta meridional de la Sierra de Aitana

La población de Sella se enclava en la vertiente meridional de la sierra de Aitana (1.558 m.), a los mismos pies del primer frente rocoso de este sistema montañoso, la Penya de Sella (1.100 m.). La singular disposición de este pueblo viene definida por la coronación, reposado a media ladera sobre la muralla caliza de Aitana, del valle que las aguas de los ríos Sella y Amadorio han ido modelando hasta encontrar el mar. Se trata de un emplazamiento que ejemplifica los caracteres básicos de un pueblo mediterráneo en toda índole, relacionado tanto con un clima característico que nos define como por la sucesión de culturas que, a lo largo de su milenaria historia, han ido dejando su impronta en el patrimonio humano y paisajístico de este pueblo. Tal vez por ello, administrativamente Sella pertenezca a la Marina Baixa, una comarca cuya denominación genérica define muy bien un conjunto de características, ligadas a la cercanía del mar, que comparten los pueblos situados en torno a la sierra de Aitana, una de los relieves litorales con mayor altura de la Península Ibérica. Por ello, las estrechas relaciones históricas entre esta población y las ciudades litorales, especialmente La Vila Joiosa, no han sido óbice para que Sella haya crecido en torno a la montaña y aquello que, de forma ancestral, ésta ofrecía al hombre: las aguas de centenares de fuentes, sabiamente repartidas en las huertas que, colgadas a media ladera, descienden hasta el fondo de los valles; por otro lado, la agricultura de secano tuvo que ascender en graderíos hasta los mismos pies de las montañas en pos de un bosque que, aún su importancia histórica, hoy se encuentra en clara expansión.

El paisaje abrumador que ha conformado esta acción multisecular del hombre sobre un medio angosto y complicado resulta, con todo, la viva imagen de un pasado dificultoso, en el que la progresiva modernización de la agricultura fue empujando a numerosa población a la emigración. De hecho, la pervivencia actual de este pueblo se debe, en gran medida, a la presencia de un litoral boyante, lo que ha incrementado, más si cabe, las relaciones entre la costa y el interior montañoso inmediato.

La cuenca fluvial del Amadorio, que recoge las aguas vertientes de los barrancos paralelos a la línea de costa, ha representado a lo largo de la historia, un papel fundamental en este proceso, ya que se trata de una de las pocas aperturas perpendiculares al mar que han permitido al transporte, al comercio y a las relaciones culturales en general, acceder a la montaña y a ciudades del interior alicantino como Alcoi o Cocentaina. Este histórico eje vertebrador encuentra a únicamente 19 km. del Mediterráneo, la población de Sella, la puerta meridional de la sierra de Aitana

http://www.sella.es/

Valle de Sella. El Barranc de l'Arc, un sueño vertical.  

En el valle de Sella se encuentra una de las escuelas más internacionales de escalada de la Comunidad Valenciana. Cientos de escaladores acuden a este bello rincón en cualquier época del año en busca de experiencias montañeras, sol y adrenalina en estado puro.

El Barranc de l’Arc, con sus más de 10 km de largo, vertebra el Valle de Sella y ofrece uno de los paisajes más interesantes de nuestra provincia. Sobre su espeso bosque de pinos y carrascas, salpicado de bancales de almendros y algarrobos, las murallas de roca configuran un intrincado laberinto calcáreo de excepcional calidad para la práctica de la escalada.

Esta escuela, comúnmente conocida como "Sella", por su proximidad a dicha localidad, ha sido el rincón preferido por los escaladores alicantinos durante décadas. Sin embargo, su muralla más imponente continúa siendo ignorada por la mayor parte de los escaladores que visitan la zona.

Justo enfrente de los sectores más concurridos del valle, donde cada fin de semana se amontonan las furgonetas y decenas de escaladores prueban suerte en las pequeñas regletas, se alinean tres lomas cortadas por su vertiente norte con sorprendente perfección y verticalidad.

La primera de ellas, conocida como Pared de Rosalía, es sin duda el sector más amigable, por su cercanía y sobretodo por la gran cantidad de rutas de corte deportivo que ofrece. La calidad de su compacta roca gris es excelente, y la ausencia de repisas la ha mantenido carente de los incómodos matorrales típicos de estas latitudes.

A la derecha de Rosalía se levanta la Pared de Tafarmaig, de gran colorido y verticalidad. Este sector está reservado a cordadas competentes y en él se dan la mano itinerarios equipados desde arriba con grandes “excursiones” entre seguros, rutas abiertas desde el suelo con empotradores y expansivos de última generación, recorridos totalmente “limpios”, etc. Todas ellas concebidas bajo dos premisas fundamentales: bellas y en libre.

Y por último La pared de Casandra, más humilde y con menos posibilidades, nos ofrece rutas de calidad en un entorno tranquilo y salvaje.

En cualquiera de estas paredes, protegidas del sol y apenas tocadas por el magnesio, el escalador exigente y curioso podrá disfrutar de una perspectiva de estos valles muy diferente a la habitual.

Javier Martín “Mercury” (www.senderosdealicante.com)

Peñón Divino

Dominando el valle, sobre todas las paredes, se se alza como un gigante el Peñón del Divino. Esta impresionante pared monolítica de 1.119 metros de altura y dotado de paredes de 400 metros, compite por igual en rotundidad y belleza. Altivo y siempre vigilante del otro gigante, el Puig Campana, atrae y cautiva la mirada de cualquier visitante, ya sea escalador, senderista o amante de lo auténtico, que tiene la suerte y/o valor de venir por aquí. Desde sus cima uno no puede mas que rendirse a la evidencia de que el hombre, por más que se empeñe, solo forma parte de este mundo, que este está para que lo admiremos y disfrutemos.

En este peñón encontramos vías de todas las dificultades en las que el aislamiento y la soledad nos acompañarán durante toda la escalada. La verticalidad de la pared, junto a la evolución de la escalada actual han ocasionado que varias de las vías que originalmente se abrieron en artificial hoy se escalen en libre, pero son vías de muy alta dificultad al alcance de muy pocos elegidos.

www.enlavertical.com

Cartografía Iberpix





Perfil Vertical Ruta


Perfil Ruta GPS



Datos Técnicos de la Ruta
  • Actividad: Senderismo
  • Nombre: CIRCULAR POR EL VALLE DE SELLA. PEÑÓN DIVINO Y PENYÓ ROC
  • Sierra: Sierra de Aitana
  • Comarca: Marina Baixa    
  • Municipio/Provincia:  Sella (Alicante)
  • Posición Geológica Regional: Cordilleras Béticas - Zonas Externas - Prebético
  • Fecha: 01/07/2012
  • Distancia: 19 km
  • Duración: 8 h
  • Punto de Partida:  Refugio L´Arc (Sella)
  • Circular: Si
  • Caminos Homologados: PR CV 10 (Alto de la Creu hasta el Collado de la Tagarina); PR CV 9 (en el Collado del Comptador); PR CV 12 (pequeño tramo a la altura del Mas del Secretari)
  • Itinerario:  Refugio L´Arc - Peñón Divino - Alt de la Creu - Collado de la Tagarina - Penyó Molero - El Port - Penyó Roc - Pas del Comptador - Pas del Goleró - Mas del Secretari -  Refugio L´Arc
  • Calificación Ruta: Circular que califico de "extrema" por la fuerte trepada al Peñón Divino (de 2º- 3º) y el vertiginoso destrepe por la vertiente sur (canal central) del Penyó Roc que se hacen a trocha (fuera de senda). Lo demás por pistas y sendas evidentes. Ruta muy física no apta para recién iniciados y en la que hay que extremar la precaución en esos dos puntos ya comentados. Ruta también "extrema" por la belleza que ofrece la parte meridional de la fabulosa Sierra de Aitana y en especial del Valle "encantado" de Sella.  
  • Recomendaciones: Esta ruta y en general el senderismo de montaña requiere una adecuada preparación física, una buena planificación previa de la ruta en el sentido de conocer a donde se va y por donde, una buena intendencia alimentaría y liquida (no confiarse nunca en que nos podamos encontrar fuentes) y desde luego ir provisto del material adecuado (prendas, calzado…). E incluso aspectos tales como la meteorología y el saber seleccionar la ruta según la época del año son importantes tenerlos en cuenta a la hora de acometer una ruta de montaña de manera segura y por ende satisfactoria.

Descripción Ruta

Cuando preparé esta ruta me inspiré, de entre todas las propuestas, en una realizada por el buen senderista Santiago Gonzalez (del excelente blog apatita.com), allá por diciembre de 2011. Era ideal pues conjugaba a la perfección los tres objetivos que yo pretendía englobar en mi primera venida a este "mundo vertical": los peñones del Divino y Roc y el Pas del Goleró.

Este sorprendente viaje por un mundo vertical de ensueño empieza bien pronto desde el  Refugio L´Arc que se enclava en mitad del Barranco del mismo nombre en el Valle de Sella. Me encuentro justo debajo del paredón del Peñón Divino y las sombras aún dominan el valle (son las 6 h a.m.).

Sigo los pasos del compañero Santiago y pasado dos casas en ruinas busco el barranco que hay entre el Alto de la Penya de Sella (a la izquierda) y el Peñón Divino (a la derecha) si bien llegado a las primeras estribaciones del paredón me escoro demasiado a la derecha en el inicio de la trepada como luego descubriría. Tras "escalar" varios tramos tengo que retroceder por dos veces en dos paños casi verticales pues hubiera sido ya necesario el uso de material más acorde con la escalada que no con el senderismo y eso es otra historia. Así que hecho mano de mis informaciones (tenía impresa una imagen del trayecto de subida) y descubro el punto en el que erré el tiro: en la parte final de la pedrera que se encuentra en la entrada al barranco. En vez de seguir recto me escoré demasiado a la derecha y el resultado fue encontrarme materialmente colgado en mitad del paredón. Así que templo los nervios y busco la subida correcta desplazándome hacia la izquierda sin perder altura hasta que encuentro el "embudo" correcto en cuyo final se encuentra una característica escalera de piedra que salva perfectamente un paño de la montaña que de otra manera hubiera sido bastante más difícil de sortear sin el material adecuado. Pasado este tramo solo queda una trepada exigente en busca de una repisa o cornisa que en oblicuo nos subirá a lo alto de la vertiente oeste del Peñón.



Pero parecía que aún necesitara más adrenalina y en vez de buscar y seguir la vía cómoda de ascensión a la cima, es decir, conectar con la pista que por la izquierda (y luego por la derecha), vía la Casa de Patarrana, que me llevaría cómodamente a la cima, me desplacé hacia la derecha en busca de los abismos que se abren justo debajo de la cima. Y así hasta prácticamente la cima.

Como dice Santiago en el relato de su ruta en su blog: "se trata de una ascensión no apta para principiantes". Y yo dirá más: que se abstengan los que tengan algo de vértigo pues se asciende en algunos tramos casi en vertical. Cuidado, pues a la montaña, antes que amarla, por encima de todo hay que respetarla.

La cima es una vez más un premio pero aquí, más si cabe, pues a la dificultad y esfuerzo en la ascensión se le une la belleza de las panorámicas que esta nos ofrece. Destaca, al sur, la impresionante mole del Puig Campana (1.410 m), la segunda cima de la provincia y las extraordinarias formas casi imposibles del Monte Castellet; al norte, la sierra madre de esta: la Aitana; al oeste, la espectacular Peña de Sella; al este, mi futuro objetivo, el Penyó Roc.




En la bajada y tras visitar un palomar en construcción (en la Casa de Patarrana) me dirijo a mi siguiente cima: el Alt o Alto de la Creu (1.113 m) desde donde disfrutaré del las vistas de la Peña de Sella y su pico gemelo.

Tras la bajada voy a trocha en busca de la PR CV 10 que me llevará hasta el Collado de la Tagarina y llegado a este me desvío a la derecha para acometer el cresteo de las de la Sierra de Aitana hacia el este vía Penyó Molero (1.306 m), tercera cima del día. Desde aquí y mirando hacia el norte rememoro la ruta que hice por la Serrella no hace mucho y más hacia el este, la circular a la Sierra de Bernia, cuyos filos y crestas, destacan casi fantasmagóricamente de entre el horizonte ya casi marino.

Pero es llegado al paraje denominado El Port en donde vuelvo a sumergirme en la mágica de esta sierra: el Penyó Roc con el paso del Comptador, detrás. Aristear todo este peñón por su filo, que cierra el valle hacia el este, es vivir una experiencia karstica propia de este mundo de desplomes y profundas erosiones calcáreas. La vista que me ofrece el filo justo antes de acometer la cima lo describe perfectamente....



Las vistas desde el Penyó Roc (1.108 m), cuarta cima del día, son soberbias. A las de Puig Campana, se añada ahora el inverosímil Collado del Comptador, única vía de entrada al Valle desde el este; la Sierra de Bernia, al este y la maravillosa perspectiva del valle de Sella hacia el oeste, flanqueada por el que fue nuestro primer objetivo: el Peñón Divino. La bajada se hace por el denominado canal central que tras salvar un fuerte desnivel (y no sin ciertos riesgos por la fuerte pendiente y la piedra suelta) nos llevará a la pista que cruza el Collado del Comptador, utilizado antaño por los pastores para contar el ganado. Aquí enlazamos momentáneamente con la PR CV 9 hasta que la abandonaremos unos cientos de metros después en un desvío a la izquierda perfectamente señalizado por dos mojones. Esta senda nos llevará, por debajo del Carrascal y tras un bello y cómodo recorrido, hasta el tercer de los objetivos del día: el impresionante Pas o paso del Goleró. Éste, zigzagueando vertiginosamente, nos hace descender en poco tiempo al Barranco del Xarquet, barranco en cuyas paredes los escaladores hacen sus delicias.

Desde aqui y tras pasar una curiosa verja seguiremos una pista que nos llevará al punto de partida por el paraje denominado El Secretari. Y es precisamente a la altura del Mas (o Masía) del Secretari cuando descubro impresionantes panorámicas del Puig Campana y del Monte Castellet enmarcados ambos en un entorno fascinante.



Es difícil resumir tanto vivido y tanto sentido..., en este sorprendente viaje por un mundo vertical de ensueño.


Otras Rutas por la Sierra de Aitana y alrededores

Enlaces Relacionados

Estos dos videos, aunque están en inglés, describen perfectamente la subida en la modalidad de escalada al Peñón Divino por su vía principal.
 

             _______________________________________________________________

FOTOS DE LA RUTA















































































































































__________________________________________________

Exención de Responsabilidad

Las crónicas que se publican aquí son meramente descriptivas de una actividad de senderismo sobre una ruta de montaña realizada por mi y/o grupo de amigos. Tanto el texto como las apreciaciones personales expuestas, itinerarios, informaciones, mapas, tracks y cualquier otro material publicado de la ruta pueden utilizarse libremente bajo la única responsabilidad del que los use, como ayuda o referencia para cualquiera que quiera realizar el mismo recorrido o similar, pero desde luego no como una guía de obligado seguimiento. Es decir, todo lo publicado se basa en mi experiencia o apreciación personal de lo que he visto, he vivido y realizado. Muchas veces son caminos inexistentes u olvidadas o poco evidentes, con fuertes pendientes y otras, mezcla de rutas existentes con "inventadas" o lo que yo denomino "a trocha" (fuera de pistas o senderos). Lo que para mi es válido, por mis capacidades, conocimientos, experiencia previa o gustos, puede no serlo o que no coincida con los gustos de otras personas.

Para hacer senderismo o salidas al monte minimizando los posibles riesgos, teniendo en cuenta la experiencia y preparación de cada persona, es preferible y conveniente seguir itinerarios balizados y homologados con la denominación PR (Senderos de Pequeño Recorrido), marcados con amarillo y blanco (son evidentes en carteles, pinos, paredes de piedra, etc..) o SL (Sendas Locales), marcadas generalmente en verde y blanco). Dependiendo de la experiencia y grado de preparación tanto técnica como física es conveniente y a menudo imprescindible la ayuda de aparatos como los GPS o la tradicional brújula y un mapa de la zona para orientarse bien o bien ir acompañado de personas con la preparación o capacitación adecuada para las actividades de montaña. 

Disfrutar de las montañas y sus maravillas, cada uno a su manera, pero con responsabilidad. 

Gracias por compartir mis recuerdos.